jueves, 14 de junio de 2012

PASIÓN, DE CHARLOTTE BRONTË.


Algunos han ganado un placer salvaje,
por arriesgarse ante el salvaje dolor,
yo podría esta noche ganar tu amor
y sufrir mañana el peligro de la muerte.

Podría estremecerte en la batalla,
y arrancar una mirada de tu ojo.
¡Qué frágil es el corazón que arde,
embriagado de intentos y anhelos!

Bienvenidas las noches de sueños rotos,
y los días de crueles matanzas.
¿Puedo considerar que llorarías
al oír mis acechantes tribulaciones?

Dime si con errantes peregrinos
deambulas lejos de todo,
¿Vagas tú por aquellos campos distantes
sin extraviar tu espíritu?

Salvaje, profundo, suena un cuerno en la distancia,
dejádme, dejádme ir,
dónde el sheik y el británico luchan,
sobre las márgenes de los ríos.

La sangre ha teñido aquellas riberas
con manchas escarlatas, lo sé;
las fronteras se cubren de tumbas,
y sin embargo, dejádme ir.

Aunque la crueldad del holocausto
suba como el vapor de las naciones,
con placer me sumaría a las huestes muertas,
si la orden me fuese dada.

La esencia de la pasión debe templar mi brazo,
su ardor agita mi vida,
hasta que la fuerza humana tema el encanto
deberán sucumbir entre gritos de alarma,
como los árboles abatidos luchan con la tormenta.

Si yo, excitada por la guerra, buscase tu amor
¿te atreverías a estar a mi lado?
¿te atreverías a reprobar mi pasión,
presa del desprecio, del orgullo más exasperante?

No, mi voluntad sometería la tuya,
tan alta y libre,
y el amor domaría esa alma altiva.
Si, con ternura me amarías.

Leeré mi victoria en tus ojos,
contemplando, y probando el cambio;
luego dejaré, indiferente, mi noble premio
en manos de las armas distantes.

Desearía morir cuando se alce la espuma,
cuando el vino resplandezca alto;
sin esperar que en la copa exhausta
caiga la abúlica vida en hediondas mentiras.

Entonces el amor será coronado con dulces recompensas,
bendecido con esperanza y plenitud.
Desearía montar aquel corcel, desenvainar la hoja,
y perecer entre los aullidos de la batalla.

2 comentarios:

adis dijo...

Si es que el amor todo lo puede, cuando amas luchas contra viento y batalla , noo hay miedos porque no hay nada mas que importe

besotes corazon

BATOOSAHI dijo...

El amor nos hace imbencibles, podemos con todo lo que se cruza en nuestro camino,, hasta llegar a nuestro destino.
Besos Adis y disfruta del fin de semana.